Análisis semiótico de la publicidad de Evax, Estrella Damm y Blade Runner

MARIA NOEL GARCIA, JESSICA VILLACAÑAS ESTEVE, SARA HAGHGOO PIERA, Y BALMA GALLART | 16.10.2017
  1. Anuncio de la marca de compresas y tampones Evax

evax

El color predominante es el blanco. Eso implica un contraste con lo que normalmente denota el tabú de la menstruación, que es el color rojo. El blanco representa pureza, pulcritud, limpieza y, de alguna manera, se entiende que es el color que no se suele vestir en estos días de periodo por miedo a manchar. Por tanto, al utilizar esta gama cromática tan clara y con colores pastel, nos dan a entender que podemos vestir perfectamente con estos colores sin ningún temor, porque el producto que nos anuncian nos asegura la total limpieza.

El hecho de que las mujeres (todas jóvenes, delgadas y blancas) aparecen estratégicamente colocadas y con ropa interior nos connota seguridad y confianza en ellas mismas, que es lo que el producto quiere transmitir para su uso cotidiano. Todas ellas llevan tacones, entendidos como un símbolo de feminidad, ya que la menstruación también lo es. También el que sean todas jóvenes aporta un toque de frescura y fertilidad.

Al mismo tiempo, también nos transmite un requerimiento de cierto nivel adquisitivo, porque asociamos la estética de las mujeres (con glamour, bien peinadas, depiladas, con tacones…) con la clase media-alta; es decir, nos da a entender que es un producto dirigido a chicas benestantes.

El escenario en el que está tomada la fotografía es una sala con las paredes, suelo y techo blancos, color que, como hemos mencionado anteriormente, simboliza la pureza. Al fondo de todo, en grande, hay una pantalla gigante con la foto del paquete de compresas que se anuncia, y las mujeres están delante, dándole la espalda, y en una pose de alerta, defendiendo el producto. De este modo, muestran fidelidad y compromiso con la marca.

Por último, el texto que aparece en la fotografía es puramente enunciativo: EVAX COTTONLIKE. Nos presenta el producto en mayúsculas, en una tipografía sencilla y perfectamente descifrable a la primera leída.

Como conclusión reflexiva, las chicas protagonistas de la imagen tienen todas unas características muy marcadas que no representan la totalidad de las mujeres que podrían utilizar el producto. Sesga a la sociedad y solo se pueden sentir identificadas aquellas mujeres que se ven reflejadas cuando la menstruación es un tema que concierne a mujeres tanto jóvenes como de avanzada edad, etnia y clase social.

  1. Anuncio de la marca de cervezas Estrella Damm

damm

El anuncio elegido es de la marca de cerveza Estrella Damm, concretamente la campaña de 2011. En el anuncio podemos leer una frase que nos sirve de anclaje a la imagen, “a veces lo normal puede ser extraordinario”. En la imagen podemos ver una cerveza, al lado de un plato con un huevo frito y aceite y pan, en una terraza en la playa. La frase nos ayuda a dar un significado a la imagen, una connotación de que está sucediendo algo extraordinario de algo tan cotidiano y mediterráneo como es el momento del aperitivo.

Si analizamos el contenido de la imagen la gama cromática predominante, el azul, el verde, el amarillo y el rojo, nos transmite la esencia del mediterráneo. El azul del mar y del cielo claro, con buen tiempo, el verde de la naturaleza predominante en el paisaje del litoral mediterráneo, el amarillo del sol y de flores como por ejemplo la genista, común en la región mediterránea y el rojo, aunque en este caso no lo relacionamos directamente con el paisaje, sí que lo relacionamos con la marca de cerveza del anuncio, la característica etiqueta roja que nos permite reconocerla. Con todos estos factores el espectador puede identificarse con el contenido de la imagen y el mensaje que transmite.

Por otro lado, si analizamos la composición de la imagen podemos observar que el encuadre es perfecto, como un bodegón. Los componentes principales del anuncio, la cerveza y la comida, se encuentran en el centro de la imagen en primer plano, a los lados podemos ver copas de árboles y arbustos verdes enmarcándolos en la naturaleza y al fondo el mar mediterráneo – podemos llegar a esa conclusión por el color del agua -. Si analizamos más detenidamente lo que nos transmite, tanto el botellín como la copa están envueltas en gotas de agua lo que le da una connotación de frescura. La cerveza está servida en la copa de manera perfecta, con la espuma justa. En cuanto a la comida es “un lujo” asequible a cualquiera, además de aportar un significado extra por lo que supone un huevo frito y el aceite en una sociedad obsesionada con la comida calórica. Es además una comida económica y rápida de preparar.

La imagen nos transporta a un momento de relajación y de vacaciones, un momento en el que nada importa, un momento en el que estar con uno mismo, de desconexión.

  1. Portada de la película Blade Runner

blade

La intención de la portada es, sin contar la historia entera, fomentar el interés por el consumo de la obra audiovisual. Un interés que puede estar motivado por varias razones. Una de las razones es la temática o el género que va a tratar la película. Otra de las razones es el reclamo que pueden generar actores determinados por su grado de conocimiento. Luego, están los elementos constitutivos de la imagen y el texto inserido. Todo en conjunto puede ser analizado a partir de tres mensajes: lingüístico, icónico codificado e icónico no codificado.

La portada de Blade Runner contiene código lingüístico en función de anclaje. El texto está insertado sobre la composición, que no deja de ser un collage de imágenes juntadas, impuestas a convivir unidas para crear un anuncio. El texto es el título de la película, fecha de estreno y el nombre de dos de las grandes estrellas que encarnan a dos personajes centrales en la historia. Estas informaciones son dadas en forma expositivas, que permite de una sola mirada situar al espectador o lector. Respalda la imagen que hay detrás, facilitando su lectura. Además, aporta un dato relevante para el consumo final de la obra fílmica: cuándo podemos ir a verla. Aporta otro dato para generar el interés del que se hablaba más arriba: el género gracias al título. El título es igual al de la película de la que procede, con el “subtítulo” de 2049. Con estas dos explicaciones ya sabemos que es una película de ciencia ficción asegurada, parecida a la de Blade Runner (1982). Si aparte añadimos el hecho de que vuelve a surgir el actor que protagonizaba la primera parte (Harrison Ford) ya lanzamos que seguramente será una continuación. Hecho que hará que los fans de la primera película quieran ir a verla solo por esa razón. Los espectadores que no conozcan tanto esa primera obra y que a lo mejor no le den mucha importancia a Harrison Ford, porque son de una generación más joven de los que lo recuerdan con tanto cariño por sus participaciones estrellas, podrán sentirse interesados por la aparición de Ryan Gosling, quien apareció como protagonista en La la land.

Respecto a la imagen, como se ha indicado anteriormente, es un compendio de imágenes juntadas “a la fuerza”. ¿Qué vemos desde el mensaje icónico no codificado? Vemos cuatro figuras humanas (cuatro actores), que quien los conozca los puede identificar al margen del texto. Están posicionados sugiriendo la personalidad que adoptan sus personajes en el film. Harrison Ford tiene una pistola en la mano y mira suspicaz hacia una dirección determinada. Ryan Gosling también tiene una pistola, más escondida, y lleva una chaqueta que luego será típica del personaje. Mira también muy serio, como quien está intentando resolver un misterio. En cuanto a los otros dos actores, la chica (Ana de Armas) se muestra al lado de Harrison Ford en actitud colaborativa y bondadosa. En cambio, el hombre (Jared Leto) se muestra enfadado, es el único que mira en dirección casi contraria a la de los otros actores. Está como introspectivo y encogido. De fondo, vemos como dos edificios “grises”, uno a cada lado. Luego, en la periferia lateral, ya en los márgenes, hay líneas no identificables, curvas, de color “blancas y negras”. Los colores están puestos entre comillas, porque los colores predominantes de la obra final se mueven entre los tonos del azul y el naranja.

Pasando al mensaje icónico codificado sin ver la película, podemos deducir que Ryan Gosling es el “héroe”, el que va a resolver efectivamente un caso o un misterio, arriesgando la vida y teniendo un viaje transformador interno. Harrison Ford va a participar de algún modo, ayudándole de manera muy relevante. Ana de Armas también parece participar en forma de ayudante implicada. Por último, Jared Leto sería uno de los villanos o antagonista. En referencia a cómo están situados los personajes, vemos en el centro a los dos más significativos de la historia y a los lados de ellos a los más “satélites”. Los últimos son claves para que se desarrolle el relato alrededor de los protagonistas, con importancia relativa y secundaria. Sin ellos no sería posible, pero son sustituibles. Gracias a la vestimenta de la chica, también podemos decodificar las pautas inherentes al género de ciencia ficción. Como también se puede deducir por las líneas no identificables, que se mencionaba antes, que no parecen tener contenido o significado más que el estético. Por último, los colores que se utiliza: el naranja y el azul. Son colores en contraste brutal, lo que indica que será una película de acción y momentos calmados, que no aburrirá.

 

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s